SERVUS HISPANIARUM REGIS



jueves, 13 de octubre de 2016

LA ORDEN DE LOS TRES TOISONES

Proyecto de insignia para la Orden de los Tres Toisones

La Orden de los tres Toisones de Oro fue creada por Decreto Imperial de Napoleón Bonaparte el 15 de agosto de 1809, firmado en el vienés Palacio de Schönbrunn.
Después de colocar su hermano José en el trono de España en 1808 y de haber derrotado a Austria en la batalla de Wagram en junio de 1809, Napoleón tuvo la idea de fusionar las dos Órdenes del Toisón de Oro, la española y la austriaca, añadiéndole una rama francesa.
Para dotar económicamente a la Orden se emplearon fondos procedentes de la minería de los Estados Pontificios.
Los admitidos a tan alto honor debían percibir rentas mínimas de: 4.000 francos para los Comendadores y de 1.000 francos para los Caballeros
A principios de octubre de 1809, los trabajos para la reglamentación de la nueva Orden estaban casi terminados y dispuestos los listados de la primera promoción, que encabezaría el propio Emperador. 
Estría dirigida por un Consejo de cuatro miembros, con Napoleón como Gran Maestre y Bernard de Lacépède como Gran Canciller, sustituido en octubre de 1810 por el general Andréossi.
La Orden establecía la existencia de hasta 100 Grandes Caballeros, 400 Comendadores y 1.000 Caballeros.
Proyectos para la placa de Gran Caballero conservados en el Museo de la Legión de Honor de París

Podrían ingresar en la Orden
  • Los soldados más meritorios;
  • Las "Águilas" de las banderas y estandartes de los regimientos que participaron en las ocho grandes batallas libradas entre Ulm y Wagram.
  • Los "Príncipes de Sangre"
  • Los altos dignatarios del Imperio
  • Los presidentes del Senado
  • Los Ministros de Estado y otros ministros

Artículo imagen ilustrativa Orden de Tres esquila de oro
Cinta de la Orden
Diseño: Borodun charla
Sin embargo, la firma el 14 de octubre de 1809 del Tratado Schönbrunn que ponía fin a la Quinta Coalición y el posterior compromiso matrimonial de Napoleón con la Archiduquesa María Luisa, demoraron sucesivamente el proyecto. El emperador Francisco I se opuso enérgicamente a la fusión de su Toisón en una nueva Orden comandada por Napoleón.
Incluso en Francia, el Emperador se encontró con la oposición de los miembros de la Legión de Honor, que temían una devaluación de sus condecoraciones.
El general Andréossi, Gran Canciller de la Orden entre 1810 y 1813
Ante tantos problemas, el cambio negativo de la suerte de las armas, y sin haberse concedido nunca, Napoleón decidió disolver la Orden de los Tres Toisones el 27 de septiembre de 1813, incorporando sus haberes a la Legión de Honor.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada